Diferencias entre la técnica FUE y FUSS en un injerto capilar: ¿En qué consisten?

¿Cuáles son las diferencias entre la técnica FUE y FUSS?

A la hora de buscar información sobre el injerto capilar solemos encontrarnos con muchas siglas, demasiadas: DHI, FUE, FUSS, BHT, UF… Y esto, en ocasiones, suele ocasionarnos múltiples dudas. Por este motivo vamos a profundizar sobre dos de las técnicas más usadas en injerto capilar que responden a las siglas FUSS y FUE. ¿En qué consisten? ¿Cuáles son las principales diferencias entre la técnica FUE y FUSS en un injerto capilar?

A continuación te contamos todo lo que debes saber sobre estas dos técnicas de implante capilar.

¿Qué es la técnica FUE en un injerto capilar?

Se conoce a la técnica FUE como Follicular Unit Extraction y es una de las más extendidas en la actualidad por los beneficios que derivan de ella.

Esta forma de proceder en un implante capilar es menos invasiva y cuenta con una gran ventaja a nivel estético y es que no deja cicatrices visibles. Esto es posible gracias a la forma de proceder durante la intervención, así como en el instrumental quirúrgico propio de esta técnica.

Las unidades foliculares se extraen de la zona donante, es decir, de aquella que no está afectada por la alopecia con un instrumento conocido como micromotor. Esta herramienta permite una extracción individual más precisa minimizando considerablemente el daño de la zona. Una vez extraídas, se revisan, separan y dejan listas para implantarlas en la zona receptora.

Con la técnica FUE se puede hacer uso de la punta de zafiro. Se trata de un bisturí más especializado que permite realizar las incisiones con mayor precisión reduciendo el riesgo de dañar el pelo nativo. Esto, en los resultados, es mucho mejor ya que se consigue más densidad y una mayor naturalidad.

¿Qué es la técnica FUSS en un injerto capilar?

La técnica FUSS en un injerto capilar significa Follicular Unit Strip Surgery. En la actualidad esta forma de realizar el implante capilar no está tan en auge, aunque sí es cierto que anteriormente era la que más se practicaba.

Lo que caracteriza a la técnica FUSS es, sobre todo, la forma de obtener las unidades foliculares. Ésta se lleva a cabo extrayendo una tira del cuero cabelludo para, posteriormente, obtener de ahí las unidades foliculares necesarias para realizar el injerto capilar.

Un injerto capilar con técnica FUSS es invasivo y de mayor calibre. Además, deja una cicatriz visible derivada de la extracción de la tira de cuero cabelludo. Técnica FUE y FUSS en un implante capilar

Diferencias entre la técnica FUE y FUSS

Como hemos podido comprobar en una primera toma de contacto, existen destacables diferencias entre la técnica FUE y FUSS. Estas distinciones entre ambos métodos ocurren tanto en el propio proceso del implante capilar como en los resultados que ofrecen.

A pesar de tener siglas parecidas, es evidente que las técnicas FUE y FUSS no son iguales. ¿Cuáles son todas las diferencias que existen entre ambas formas de realizar un implante capilar? ¡Te lo contamos!

Como el propio proceso de un implante capilar ya es distinto en función de la técnica que se emplee, las diferencias son apreciables durante toda la intervención

Tratamiento de la zona donante

Las primeras diferencias entre la técnica FUE y FUSS en un injerto capilar se dan en el tratamiento del área donante.

Uno de los principales aspectos que distingue ambos métodos es la necesidad de rasurado. En la técnica FUE sí es necesario rapar el cabello dejándolo con un largo aproximado de 1 o 2 milímetros. Sin embargo, la técnica FUSS no necesita de un rasurado previo.

Por otra parte, como hemos visto anteriormente, la técnica FUSS extrae una tira del cuero cabelludo por lo que la extracción de las unidades foliculares se lleva a cabo en una misma zona. Esto no ocurre con la técnica FUE que extrae las unidades foliculares de la misma zona pero de manera alterna sin incidir en un mismo sitio. Esto repercute directamente en la cicatrización, de tal forma que la técnica FUSS sí deja cicatrices visibles mientras que la FUE no.

Extracción de las unidades foliculares

La fase de extracción de las unidades foliculares es también motivo de diferencias entre la técnica FUE y FUSS.

El instrumental de un método y otro no es el mismo. Para extraer las unidades foliculares necesarias en la técnica FUE se hace uso de lo que se conoce como micromotor. Éste contiene un punch con el que se facilita la salida individual de los folículos sin dañar tanto la zona donante. Sin embargo, la extracción de la tira de cuero cabelludo en la técnica FUSS se realiza con un bisturí por lo que, nuevamente, la cicatrización en un caso y otro es distinta.

Uno de los aspectos que ambos métodos tienen en común es la posibilidad de seleccionar las unidades foliculares y, así, adaptarlas en función del área a tratar. Métodos de realizar un injerto capilar

Tratamiento de la zona receptora

En lo que respecta al tratamiento del área receptora, nuevamente las diferencias entre la técnica FUE y FUSS se centran tanto en el instrumental como en la necesidad de rasurado.

De esta forma, la técnica FUE requiere del rasurado de la zona receptora, siempre que no se lleve a cabo lo que se conoce como injerto sin rapar o DHI. Mientras que el método FUSS no exige el rasurado.

En cuanto al instrumental quirúrgico, la técnica FUE se realiza, en la mayoría de los casos, con un bisturí de punta de zafiro que reduce considerablemente el sangrado, permite una mayor precisión en las incisiones favoreciendo, así, la cicatrización y densidad de los resultados. En el caso de tratarse de técnica FUE sin rapar, el instrumento que se usa se conoce como implanter y permite realizar las incisiones y la implantación a la vez. Sin embargo, la técnica FUSS hace uso de microagujas.

Resultados del implante capilar

También se pueden apreciar diferencias entre la técnica FUE y FUSS en cuanto a la calidad de los resultados que ofrecen.

Tras haber profundizado en ambos métodos podemos afirmar que los resultados más naturales, precisos, con mayor densidad y menos riesgo de complicaciones son los de la técnica FUE. La técnica FUSS deja cicatrices visibles y se requiere sutura, por lo que en el posoperatorio sí hay más posibilidades de tener complicaciones, repercutiendo directamente en los resultados finales.

¿Tienes dudas sobre el injerto capilar con técnica FUE? ¡Llámanos!

En MC360 somos expertos en medicina y cirugía capilar. En nuestra clínica capilar de Madrid contamos con un equipo médico altamente cualificado y experimentado en el sector que dará respuesta a tus necesidades.

Es de gran importancia un diagnóstico personalizado y previo a la cirugía. Por lo que, si estás interesado en el injerto capilar, puedes llamarnos al 911011340 y pedir tu cita sin coste. Nuestro equipo de asesores te resolverá todas las dudas que puedan surgir.

¡Estaremos encantados de atenderte!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Call Now Button

Dr. Gómez

Adjunto a Dirección Médica

 
Información destacada:
2019-2020. Máster internacional en trasplante capilar con técnica FUE. UCAM
2018- 2019. Master Medicina Estética. Universidad Rey Juan Carlos.
2011-2015 MIR Especialista en Medicina Familiar y Comunitaria.
2004-2010 Licenciado en Medicina. Universidad Complutense de Madrid.