Uno de los aspectos más importantes a la hora de realizarse un injerto capilar es tener muy en cuenta que debemos cumplir con todas las indicaciones y normas que nos facilite el equipo médico. Entre estas pautas médicas encontramos un apartado especial para el alcohol, y es que está totalmente prohibido tomar bebidas alcohólicas tras un implante capilar. Por ello, es posible que durante el posoperatorio nos preguntemos cuándo se puede beber alcohol después de un injerto capilar. ¡Te damos todas las respuestas!

Es imprescindible recordar que el éxito de los resultados de un implante capilar no solo depende de la habilidad del cirujano, sino también de la responsabilidad del paciente a la hora de cumplir con las indicaciones del posoperatorio de un injerto capilar. En este sentido, deberemos dejar de lado algunas de las sustancias como el alcohol por un tiempo para así garantizar la supervivencia de los injertos. ¿Por qué no se puede beber alcohol después de un injerto capilar? ¿Cuáles son los motivos? ¿Cuándo se puede retomar el consumo? A continuación te damos toda la información al respecto. Motivos por los que no se puede beber alcohol después de un implante

¿Por qué no hay que beber alcohol después de un injerto capilar?

Como comentábamos, es normal preguntarnos los motivos de esta restricción si aparentemente no parece algo peligroso. Nada más lejos de la realidad.

El consumo de alcohol no pasa desapercibido por nuestro organismo, sino que tiene una repercusión directa sobre éste. Entre otras cosas, las bebidas alcohólicas afectan al sistema circulatorio perjudicando la coagulación de la sangre. Es decir, las plaquetas se ven afectadas por esta sustancia, lo que puede suponer un peligro ante cualquier hemorragia. Por este motivo también es necesario dejar de beber alcohol unos días antes de la intervención puesto que puede afectar al transcurso normal de la cirugía.

Por otra parte, el alcohol pone en riesgo la supervivencia de los injertos pudiendo provocar que el trasplante capilar no tenga éxito alguno. Esto se debe a que el etanol es una sustancia que provoca deshidratación, lo cual tiene una repercusión directa con el correcto funcionamiento del cuero cabelludo, así como de la salud capilar.

Además, después de la intervención es necesario el consumo de ciertos medicamentos como antibióticos en los que el alcohol está completamente contraindicado. De ahí que sea tan importante no beber alcohol después de un injerto capilar.

¿Cuándo se puede volver a beber alcohol después de un injerto capilar?

Es evidente que dejar de beber alcohol después de un injerto capilar tiene una fecha tope. Tras habernos recuperado de la intervención, podremos volver a llevar una vida normal, y eso implica que se podrán tomar bebidas alcohólicas sin ningún tipo de riesgo. Pero, ¿cuándo se puede retomar su consumo?

Por norma general, podremos retomar el alcohol después de un injerto capilar cuando dejemos de tomar los medicamentos recetados por el equipo médico. No obstante, es importante consultar con uno de nuestros médicos en caso de dudas.

Por lo tanto, hasta que no se cumpla el periodo mínimo para poder volver a beber alcohol después de un injerto capilar, deberemos sustituir el alcohol por agua, zumos o refrescos. Posoperatorio de un implante capilar

Indicaciones para cumplir un buen posoperatorio de un injerto capilar

Además de no poder beber alcohol tanto antes como después de la intervención, se deben seguir otras indicaciones para cumplir con un buen posoperatorio de un injerto capilar. De esta forma estaremos seguros de que no nos sorprenderemos con ningún tipo de complicación y garantizaremos el éxito del implante.

A continuación te contamos qué es lo que debes hacer y lo que no tras el injerto capilar.

Durante los primeros días

Una vez que salimos del quirófano comienza otra fase: el posoperatorio. Durante estos primeros días podremos notar algo más de molestias y deberemos ser mucho más estrictos y conscientes de las indicaciones médicas que nos han facilitado.

Así, a lo largo de estos primeros días es necesario dormir incorporados y evitar agacharnos llevando la cabeza hacia delante. Esto se recomienda para que los líquidos usados durante el injerto capilar no bajen a la cara y provoquen un edema. Además, deberemos seguir los consejos dados por el equipo de Tricología para lavar el pelo después de un injerto capilar correctamente.

Igual que sucede con el consumo de alcohol, hay otras sustancias con las que debemos llevar también especial cuidado. En este sentido, el tabaco debe reducirse o dejar de consumirlo hasta pasados los diez días de la intervención. El café y el té no se pueden tomar durante los dos primeros días. Y, por supuesto, las sustancias estupefacientes quedan prohibidas hasta mínimo los diez días después de la cirugía.

Tampoco podremos tomar el sol después de un injerto capilar, ni bañarnos en piscinas o en el mar hasta que no pase cierto tiempo.

A partir del sexto día

Durante la primera semana después del implante capilar, irán surgiendo las costras. Esto es completamente normal y es importante no manipularlas ni arrancarlas. En la cura de los diez días que ofrecemos en MC360 nuestro equipo de Tricología retirará la mayoría de las costras y te facilitará toda la información necesaria al respecto. Recuerda, ¡no las arranques!

Llegados a este punto, podremos usar gorras o sombreros para protegernos del sol siempre y cuando sean holgados y no rocen con la zona de los injertos.

A partir de las dos semanas

Sudar en exceso es perjudicial para la salud de los injertos y es por esto que no deberemos practicar deporte durante los primeros días. Sí es cierto que, a partir de las dos semanas, se podrá hacer ejercicio ligero que no implique una sudoración excesiva.

A partir del primer mes

Es a partir del primer mes después de la cirugía cuando podremos retomar el deporte con normalidad. En esta fase del proceso de recuperación podremos hacer vida prácticamente normal, por ejemplo, podremos tener relaciones sexuales.

También es importante tener en cuenta que una vez transcurridos los primeros treinta días aproximadamente, entraremos en fase de Shock Loss. Es decir, el pelo injertado comenzará a caerse, y puede que el nativo también, pero es completamente normal y no tenemos de qué preocuparnos. Sí es cierto que puede volver a afectarnos a la autoestima, por eso recomendamos seguir estos consejos para pasar un buen Shock Loss.

¿Cuándo se ven los resultados de un injerto capilar?

Una de las cosas que más suelen preocupar es cuándo se podrán ver los resultados del injerto capilar. Lo cierto es que el crecimiento del pelo después de un implante capilar tiene su propio ritmo y, en este sentido, los resultados definitivos se dan al año. En los casos en los que se han injertado unidades foliculares en la coronilla, éstos pueden extenderse hasta los 18 meses.

MC360 resuelve todas tus dudas

¿Tienes dudas sobre el posoperatorio, preoperatorio o cualquier otro aspecto del injerto capilar? ¡No dudes en preguntarnos!

Puedes ponerte en contacto con nosotros a través de nuestras redes sociales, WhatsApp, o pidiendo tu cita con asesoría y diagnóstico gratuito llamando al 911011340.

¡Estaremos encantados de atenderte!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Call Now Button

Dr. Gómez

Adjunto a Dirección Médica

 
Información destacada:
2019-2020. Máster internacional en trasplante capilar con técnica FUE. UCAM
2018- 2019. Master Medicina Estética. Universidad Rey Juan Carlos.
2011-2015 MIR Especialista en Medicina Familiar y Comunitaria.
2004-2010 Licenciado en Medicina. Universidad Complutense de Madrid.